Trabajos de mantenimiento en el sistema de carga

Aquí encontrará útiles conocimientos y valiosos consejos sobre distintos aspectos relacionados con el sistema de carga, tomando como ejemplo un Volvo V60 equipado con Eco Start-Stopp DRIVe.

Para reducir el consumo de combustible y las emisiones se emplean sistemas automáticos, como el sistema automático Start-Stopp. Dependiendo del fabricante del vehículo existen diferentes modelos y requisitos. Por este motivo se utilizan alternadores de alta eficiencia con polea libre y motores de arranque provistos de una estructura reforzada, con el fin de soportar los frecuentes procesos de arranque. La función de arranque y parada automática sólo se puede garantizar si todos los componentes del sistema de arranque y de carga funcionan correctamente.

Importantes instrucciones de seguridad
La siguiente información técnica y los consejos prácticos aquí descritos han sido elaborados por HELLA con el fin de ayudar de forma profesional a los Talleres del automóvil en su trabajo diario. La información facilitada en esta página web está pensada solamente para personal debidamente cualificado y con formación específica.

 

Componentes del sistema de carga: Visión general

Batería AGM con sensor de batería

La abreviatura AGM significa"Absorbent Glass Mat" (AGM) y significa que el electrolito de estas baterías está unido a un fieltro de fibra de vidrio absorbente. Las baterías AGM garantizan una mayor seguridad de arranque y de alimentación, son estancas y han sido desarrolladas especialmente para vehículos con sistemas Start-Stopp.

 

Un sensor de batería inteligente adicional montado en el polo negativo de la batería supervisa el estado de la batería. Los valores medidos se transmiten a una unidad de control de nivel superior a través de la interfaz de comunicación en serie LIN.

Batería secundaria

Además, en este vehículo se instala otra batería secundaria. Las baterías secundarias, también conocidas como baterías tampón o de reserva, soportan el suministro de energía de la red de a bordo cuando el motor está apagado. El suministro adicional está regulado por una unidad de control de la batería y, al mismo tiempo, evita que las baterías se descarguen unas a otras.

Alternador de polea libre

El alternador suministra corriente a los consumidores de energía mientras el motor está en marcha y mantiene la carga de la batería. La potencia del alternador depende de la velocidad del motor. La potencia máxima del alternador sólo se genera por encima de las 2000 rpm. En el alternador se instala un regulador de carga, también conocido como unidad de control del alternador. El regulador de carga se conecta a la unidad de control del motor a través de una interfaz LIN. Mediante el montaje de una polea de rueda libre se transmite sólo la fuerza motriz de la dirección de giro sobre el alternador, y con ello se reduce la fricción y el desgaste.

Unidad de control del motor

Con este método, el sistema de carga se controla de forma inteligente a través de la unidad de control del motor (ECM). Desde el módulo electrónico central (CEM) se envía una solicitud de la tensión de carga deseada para la batería principal a la unidad de control del motor y desde allí al regulador del alternador. La luz indicadora de carga del cuadro de instrumentos se controla a través de la red CAN. Al mismo tiempo, la unidad de control del motor enciende la batería secundaria a través de un relé para el proceso de carga. El tiempo de carga de la batería secundaria es calculado por el módulo electrónico central y transmitido a la unidad de control del motor.

Motor de arranque

El motor de arranque, también conocido como starter, es necesario para arrancar el motor de combustión. Los motores de arranque son motores eléctricos que se conectan brevemente al motor a través de un piñón durante el proceso de arranque y lo llevan a la velocidad de arranque deseada. Dependiendo del diseño, el consumo de corriente del motor de arranque puede superar ampliamente los cien amperios. Gracias a que se han reforzado todos y cada uno de los componentes, el motor de arranque está diseñado para soportar un gran número de ciclos de arranque a lo largo de toda su vida útil

Trabajos de mantenimiento en el sistema de carga: Instrucciones

Antes de comenzar la revisión del alternador deberán comprobarse las baterías. Un simple control del estado de carga se puede realizar con un voltímetro estándar. La tensión en reposo de la batería puede conocerse midiendo la tensión directamente a través de los bornes de la batería. Para ello deberán desconectarse previamente todos los consumidores eléctricos del vehículo. Una buena batería debe presentar en estos casos un voltaje de 12,4 a 13,2 V. 

 

Si el valor medido es inferior a 12,4 V, deberá cargarse la batería y deberá comprobarse de nuevo. En el caso de que el resultado después de la carga siga siendo negativo, la batería deberá revisarse con un comprobador de baterías y sustituirse si es necesario. 

NOTA

Antes de la búsqueda de fallos o de la diagnosis deberá realizarse una breve inspección visual de los componentes y de los elementos periféricos del sistema de arranque/carga en el compartimento del motor.

 

La siguiente información, así como las instrucciones de mantenimiento se muestran como ejemplo en un Volvo V60 con sistema Eco Start-Stopp DRIVe, aunque pueden aplicarse a otros modelos de vehículo que vayan equipados con estos mismos sistemas.

Revisión con un comprobador de baterías

Para poder evaluar mejor el estado general de una batería es aconsejable realizar una revisión con un comprobador de baterías adecuado, como por ejemplo el BPC-TOOL. Después de un breve período de tiempo puede consultarse el estado de carga (SOC= State of Charge) y el estado de salud (SOH=State of Health) de la batería. Si ambas baterías están en orden, como en nuestro ejemplo, puede iniciarse la revisión del alternador.

Revisión de alternador

En primer lugar, compruebe el estado y el funcionamiento de la transmisión por correa y de las conexiones eléctricas. 

 

A continuación, compruebe la alimentación eléctrica del alternador. Conecte un dispositivo de medición adecuado al terminal B+ del alternador y a la toma de tierra de la carcasa del alternador. El resultado de la medición debe ser igual al voltaje de la batería. El valor nominal aquí es la tensión de la batería con una desviación máxima de < 0,5 V. Si la diferencia de tensión es mayor, se debe comprobar que el cableado no tenga puntos débiles como interrupciones o resistencias de contacto.

 

Alternador: Compruebe la tensión de carga y la corriente de carga
Para medir la potencia del alternador, utilice un medidor adecuado y proceda de la siguiente manera:

  • Conectar la pinza amperimétrica lo más cerca posible de la conexión del terminal B+ del alternador
  • Conecte el voltímetro con el terminal rojo (+) al terminal B+ del alternador y el terminal negro (-) a tierra del alternador
  • Arrancar el motor y dejarlo al ralentí
  • A continuación, cargue la red de a bordo del vehículo con aprox. 40 amperios conectando algunos consumidores eléctricos. Esto se puede conseguir, por ejemplo, conectando la luz de cruce, el ventilador interior, el aire acondicionado y la luneta trasera calefactada
  • Aumente la velocidad del motor a aprox. 2000-2500 rpm y consulte los resultados de la medición

 

La tensión de control no debe caer más de 0,5 V por debajo del valor nominal (de 13,7 a 15,0 V) y el amperaje debe ser superior al consumo total de corriente de todos los consumidores conectados.

NOTA

¡Tenga en cuenta las instrucciones de mantenimiento y reparación del fabricante del vehículo para todas las revisiones del sistema de arranque y de carga!

Revisión con un equipo de diagnosis / ECU de diagnosis

En los vehículos modernos con sistemas de gestión de baterías se pueden consultar diferentes funciones para su comprobación en el vehículo, dependiendo del fabricante del vehículo y del sistema. En el vehículo que hemos tomado como ejemplo, los fallos que se producen en el sistema de carga se registran en la unidad de control del motor y en el módulo electrónico central y se almacenan en la memoria de fallos. La diagnosis del alternador se puede realizar a través de la unidad de control del motor o a través del módulo electrónico central.

 

Además, muchos sistemas de vehículos proporcionan valores de medición digitales en forma de parámetros para una rápida diagnosis. Los parámetros muestran el estado actual de los componentes en cuestión, así como sus valores nominales y reales. Puede consultarse, por ejemplo, la información sobre el sensor IBS o el estado de carga de la batería.

NOTA

Las distintas posibilidades de diagnosis se han representado aquí a modo de ejemplo por medio de un equipo de diagnosis mega macs 77. Dependiendo del fabricante del vehículo pueden variar las revisiones y la diversidad del funcionamiento de los componentes, según sea la configuración del sistema de la unidad de control.

Revisión del sistema de carga: Vídeo

Servicearbeiten am Radarsensor - Audi Side Assist

En este vídeo le mostramos la inspección visual antes de la diagnosis, la revisión de las baterías, la revisión del alternador y cómo realizar una inspección con el equipo de diagnosis mega macs 77.